Propietario: ¡mejora tu rendimiento extra-financiero gracias al GRESB!

Propietario: ¡mejora tu rendimiento extra-financiero gracias al GRESB!

Actualmente, sólo los criterios financieros no bastan para mejorar una empresa. Las grandes empresas de gestión inmobiliaria tienen la obligación de medir su valor extra-financiero en el marco de las obligaciones reglamentarias – balance de las emisiones de gas de efecto invernadero, anexo medioambiental, obligación de informes extra-financieros, etc. Sin embargo, con el fin de aumentar su atractivo ante inversores e inquilinos, los propietarios tienen la obligación igualmente de tomar iniciativas voluntarias como el GRESB. Pero, ¿de qué se trata? y ¿cómo se le saca rendimiento ?

¿Qué es el GRESB?

El GRESB es una empresa instalada en Amsterdam creada por un grupo de inversores holandeses y americanos que deseaban comparar los datos RSE (Responsabilidad Social de las Empresas) de los activos inmobiliarios en los que invierten con el fin de asegurar su rendimiento. Este organismo tiene como objetivo garantizar activos sostenibles respondiendo a las necesidades del presente, sin por ello, comprometer la capacidad de las futuras generaciones de satisfacer las suyas.

Para ello, el GRESB evalúa y compara el resultado ESG de las empresas de gestión inmobiliaria facilitando datos normalizados y validados en los mercados financieros con vistas a permitir a las distintas partes interesadas, como los inversores, compararlas entre ellas, en base a los criterios definidos previamente y establecidos en los marcos de informes internacionales como el GRI (Global Reporting Initiative) y el PRI (Principles for Responsible Investment). En un contexto en el que los aspectos RSE así como los impactos medioambientales y ecológicos suscitan cada vez más interés, esta herramienta de benchmark permite especialmente a los inmuebles mejorar el atractivo de sus carteras de inversión.
Observamos particularmente que Europa y EEUU van por delante con respecto al resto del mundo en lo que respecta a los asuntos de sostenibilidad.

Este mapa representa un estudio del GRESB para analizar el respeto de los asuntos de sostenibilidad de los países

Fuente: GRESB

Como indica la cartografía, EEUU y Europa son los continentes más implicados en el proceso del GRESB en 2019 con 38.274 y 53.015 activos evaluados respectivamente.

Lo que conviene recordar:

  • El GRESB permite mejorar la trazabilidad de la información ESG de las entidades;
  • Uno de los objetivos del organismo es favorecer la implicación y la comunicación entre la Dirección RSE y las diferentes partes implicadas;
  • La participación en la evaluación tiene numerosas ventajas pero, particularmente, la de mejorar el atractivo de tus fondos.

Los 3 pilares estratégicos del GRESB

Con el fin de seguir su hoja de ruta, el GRESB ha establecido una estrategia basada en 3 pilares:

  • La valoración : definición de los criterios estandarizados para valorar los activos y poder compararlos;
  • La tecnología: puesta a disposición de una plataforma tecnológica innovadora que permita anotar y comparar los datos de resultados ESG de los activos a la vez que se facilita la toma de decisiones de las distintas partes implicadas;
  • Las partes implicadas: constitución de una comunidad mundial que luche por la realización de una visión común de los activos sostenibles.

Colaborar con el GRESB, ¿cuáles son los beneficios?

  • Las ventajas de una colaboración con el GRESB son numerosas:
  • Evaluar tu empresa en base a criterios extra-financieros;
  • Poder comparar tu resultado ESG con el de tus colegas;
  • Facilitar el control de tu cartera de activos;
  • Crear una estrategia ESG eficaz, en el caso de que no dispongas de ninguna;
  • Mejorar el seguimiento de tu resultado ESG e identificar fácilmente líneas de mejora;
  • Favorecer una mejor comunicación con las distintas partes implicadas, particularmente con tus inversores;
  • Fidelizar a tus inversores y desarrollar nuevas oportunidades;
  • Optimizar la satisfacción de tus inquilinos.

Responder a la evaluación del GRESB, ¿cuál es la información requerida?

Para la evaluación del GRESB, se requiere la siguiente información:

  • Entidad y características de declaración: nombre de la entidad, naturaleza de la propiedad, periodo del informe, etc.
  • Gestión: objetivos ESG, responsabilidad de la toma de decisiones, etc.
  • Política y divulgación: políticas ESG, declaración de sostenibilidad, etc.
  • Riesgos y oportunidades: riesgos y oportunidades de dirección, medioambientales y sociales, etc.
  • Sistemas de gestión del medioambiente: sistema de gestión de los datos, seguimiento del consumo, etc.
  • Indicadores de resultados: datos de consumo de energía, etc.
  • Certificados de construcción: certificados de construcción ecológica, evaluación energética, etc.
  • Compromiso de las partes interesadas: empleados, proveedores, inquilinos, comunidad, salud y bienestar, etc.
  • Nueva construcción y grandes reformas: requisitos en términos de sostenibilidad, materiales y certificados, eficiencia energética, conservación del agua, gestión de los residuos, cadena de aprovisionamiento, etc.

Sin embargo, esta información está dispersa entre distintos servicios internos y proveedores externos. Es entonces cuando la dirección RSE debe esforzarse por recuperarlos. Empiezan entonces numerosas llamadas de teléfono y envíos de emails…

Con el fin de facilitar tu respuesta al GRESB, existen de ahora en adelante soluciones informáticas capaces de:

  • Automatizar la recogida de tus datos existentes independientemente de su fuente y formato,
  • Fiabilizar los datos recogidos gracias a tests que evalúan su calidad y exhaustividad,
  • Centralizar todos los datos útiles con el fin de facilitar su acceso a los distintas partes interesadas y facilitar el informe,
  • Optimizar tu nota GRESB y tu estrategia ESG global.

Descubre las buenas prácticas para facilitar tu respuesta al GRESB: